Home Proyectos La pandemia y el coworking
La pandemia y el coworking

La pandemia y el coworking

0

La pandemia le dará un impulso a la industria del coworking . Mientras que los grandes corporativos pierden contratos de arrendamiento por el trabajo en casa, las plataformas de espacio compartido vislumbran potenciales clientes.

El motivo: muchas de las organizaciones adoptarán modelos híbridos, tanto de horarios, como de áreas para que los colaboradores desempeñen sus funciones.

México es un mercado atractivo para las plataformas de espacios compartidos. Hasta mediados del año pasado la consultora CBRE estimó que existían más de 300,000 ubicaciones de espacios de coworking y trabajo flexible a nivel nacional.

En estos lugares los profesionistas encuentran todos los servicios de una oficina tradicional pero en un ambiente más informal y cómodo, además de la posibilidad de hacer networking, mientras que a sus empleadores les permite tener contratos por el tiempo que deseen y reducir costos, sobre todo en una época en la que su contabilidad no se ha recuperado del todo por la crisis sanitaria.

El valor de mercado global de los espacios de trabajo compartidos y flexibles se estima en 26,000 millones de dólares y la cifra puede duplicarse en un periodo no mayor a cinco años, revelan cifras de Instant Group.

Natalia Lozano Espenet, senior managing director de Newmark, opina que el coworking está comenzando a apuntalar su expansión de diferentes maneras y las expectativas hacia adelante para este sector son alentadoras.

“Estas plataformas están rentando o subarrendando oficinas 100% acondicionadas, incluso plantas de oficinas independientes para luego rentarlas a las empresas que buscan los servicios de coworking. Esta tendencia no solo llegó para quedarse, también experimentará un importante crecimiento”, dice la especialista.

El ascenso después de la crisis

En los últimos años, WeWork atravesó por una complicada situación financiera que puso en riesgo su hegemonía como el rey de los espacios compartidos.

El modelo de la empresa fundada en 2010 en conjunto por el matrimonio Neumann (Rebekah y Adam) y su socio Miguel McKelvey llamó pronto la atención de los desarrolladores inmobiliarios a nivel mundial.

La clave del éxito que catapultó a la plataforma propiedad de The We Company fue que no solo ofrecía espacios para diversas industrias, sino que creó una comunidad global de coworkers.

Sin embargo, los problemas para la empresa comenzaron en 2019 cuando alistaba su Oferta Pública Inicial (OPI). Documentos que la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC, por sus siglas en inglés) hizo públicos mostraron que de enero a junio de ese año el valor de mercado de WeWork se redujo de 47,000 millones de dólares a 12,000 millones.

Álvaro Villar, gerente general de WeWork North Latam, reconoce que aprendieron importantes lecciones a raíz de la crisis por la que atravesaron y hoy, con una nueva mirada, buscan liderar la revolución del coworking en México y el mundo derivada del Gran Confinamiento.

“Vemos una gran oportunidad en todo lo que está pasando, es un momento de muchos cambios que tal vez no se habían visto antes como procurar el bienestar del empleado y nosotros estamos en una etapa de consolidación y tenemos un objetivo claro para este año: conseguir la rentabilidad de la compañía”, comenta de manera optimista. Álvaro Villar, gerente general de WeWork North Latam

tags:

LEAVE YOUR COMMENT

Your email address will not be published. Required fields are marked *